Detenciones de migrantes en frontera suben pese a restricciones por coronavirus

 La Patrulla Fronteriza de Estados Unidos detuvo en junio a unos 30.000 migrantes que intentaban cruzar la frontera desde México, un aumento del 41% respecto al mes anterior pese a las restricciones relativas al coronavirus establecidas por el presidente Donald Trump.

Aproximadamente nueve de cada 10 personas atrapadas cruzando la frontera en junio eran adultos solteros, según las estadísticas publicadas el jueves por la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP).

El número de adultos solteros de México detenidos en la frontera está aumentando este año, un cambio frente a los arrestos de familias principalmente centroamericanas y de niños no acompañados en 2019.

Mientras el coronavirus comenzó su propagación por Estados Unidos en marzo, el Gobierno de Trump restringió los viajes no esenciales a través de las fronteras con México y Canadá para contener la enfermedad.

Al mismo tiempo, se establecieron normas centradas en la salud que permitieron a las autoridades fronterizas expulsar rápidamente a los migrantes atrapados que intentaban cruzar ilegalmente, argumentando que podrían ingresar el virus al país.

La cantidad de migrantes capturados por la Patrulla Fronteriza, particularmente familias y niños no acompañados, se desplomó en abril cuando las nuevas medidas entraron en vigencia y los países de la región comenzaron a tomar medidas de restricción y confinamiento por la pandemia.

A pesar de los incrementos graduales observados tanto en mayo como en junio, los cruces aún permanecen muy por debajo del nivel de 2019, cuando las detenciones alcanzaron un máximo en 133.000 personas en el quinto mes del año.

Abrir chat